martes, 27 de octubre de 2015

HARRY EN EL HOSPITAL

Hoy, Adrián con 11 años, y a punto de finalizar primaria, ha vuelto al hospital.

No le veía desde hace tres años cuando le hicieron un trasplante de médula ósea. En aquel momento tenía 8 años y ya luchaba como un jabato contra la enfermedad.

El trasplante de médula es un procedimiento que se usa para intentar sustituir la médula ósea dañada de una persona, por células madre de médula ósea sana. Si quieres conocer la función de la médula ósea, puedes informarte aquí.  Existen varios tipos de trasplantes. A Adrián le hicieron un alotrasplante, es decir, usaron las células de otra persona, de un donante.  

¿Te preguntarás porqué te cuento todo esto? 
Pues porque deseo traer un mensaje:

.


Adrián entró en el servicio de oncología infantil para hacer su trasplante y ya comenzamos a trabajar con él desde el Aula Hospitalaria. En los primeros días  debió completar un ciclo de quimioterapia. Se trata de un periodo en el que todavía estaba sin aislamiento. Los periodos hospitalarios en los procesos de trasplante de médula son siempre largos...mucho más largos de lo que cualquiera deseamos.

Durante de ese primer periodo, le propuse realizar la actividad que hoy presentamos.

Se trataba de narrar mediante un relato audiovisual, cómo era un día de su vida hospitalaria. Para ello sólo necesitamos una máquina de fotos y una plantilla pautada en una veintena de filas y con 5 columnas: número, día, hora, descripción y frase.

El proceso también era sencillo: con la máquina fotográfica debía hacer fotos a todo lo que ocurría en su box. Muchas fotos. Cada fotografía debía numerarla y rellenar la plantilla con los datos que se le solicitaban.
En el trascurso de dos o tres días, Adrián realizó un par de decenas de foto y captó otras tantas imágenes desde la posición privilegiada de su cama. Así, recogió a contraluz, instantes de su vida hospitalaria que nos ayudarían a reconstruir un día de hospital. Todos los instantes recogidos, debidamente documentados  a través de la plantilla, para que nada se le olvidara a la hora de confeccionar su historia.

La tarea siguiente fue seleccionar y secuenciar, como si de un orden lógico se tratara, las distintas imágenes, recogidas en distintos días y crear el guión de su "corto-cortometraje". Ah, así se hace una peli de verdad- recuerdo que decía- Tampoco se graba en el mismo orden.

Una vez concreto el guión, con la ayuda de su mamá, con la de Windows Movie Maker, con la orientaciones del profe y la música original de su padre (Radio Pop. Tema: Como lobos), acabó de montar su  historia visual, que narra a través de imágenes y pequeños textos, su experiencia de un día en el servicio de oncología del Hospital Clínico Universitario Virgen de la Arrixaca de Murcia.



Durante el mes siguiente, ya en su box aislado, Adrían estuvo escribiendo un relato con el cual participó en el V Certamen Nacional de Relatos "En mi verso soy libre",  resultando elegido como ganador en su categoría por la historia "Una nueva vida en Klamath", que podéis leer, ver y escuchar en aquí.

Pero eso forma parte ya de otro post...que compartiremos otro día.

@jblasgarcia         @EAEHD_RM